Al César, lo que es del César

Al César, lo que es del César

publicado en: Artículos de opinión | 0
Domingo Pedro, Coordinador Local IU Jerez

A diferencia de otros miembros del Consejo de Administración de Cirjesa, no suelo hacer declaraciones ni publicaciones en redes sociales referentes a los asuntos que tratamos en el mismo. Y ojo, no es que critique esa actitud, simplemente es mi forma de entender la responsabilidad que implica ser consejero.

Pero hoy, porque la ocasión así lo merece, voy a hacer una excepción y contaré la verdad sobre lo que sucedió ayer en el Consejo de Administración de Cirjesa, que nada tiene que ver con el trasfondo de la nota emitida por el gabinete de prensa del consistorio y publicada por los medios de comunicación de nuestra ciudad. “El PSOE logra un acuerdo unánime para auditar la gestión del circuito desde 2001”, era el titular de un conocido periódico digital. Ja, ja, ja…perdón por las risas, pero es que no he podido evitarlo, ha sido algo irreprimible. Chicos, perdonadme, pero “os la han colao”.

Al igual que tampoco pude evitarlo esta mañana, justo antes de empezar la sesión, hablando con Antonio Saldaña sobre la campaña electoral, la coalición de IU con Podemos y como no…Venezuela…ja, ja, ja…lo siento, es que nada más recordarlo me vienen otra vez las carcajadas. Hasta su compañera de partido, Carmen Pina, me daba la razón. Y es que le decía yo a Antonio, durante una conversación muy amena, que para cualquier persona, no con dos, sino con tan solo un “cuarto de dedo de frente”, la campaña del PP centrada en Venezuela no es sino objeto de risa, algo dantesco, y que, aunque finalmente consiguieran el objetivo de restar votos a Unidas Podemos, a mí personalmente me avergonzaría tener que defender una campaña como esa, que lo que tenía que hacer su partido era presentar una campaña basada en propuestas reales para mejorar la vida de la gente y sacar este país del pozo en el que se encuentra.

La verdad sea dicha, Antonio gana en las distancias cortas, o quizás sólo sea que gana en la oposición…no lo sé…el caso es que no tiene nada que ver con esa actitud prepotente mostrada durante su etapa en el gobierno local. Así que, aprovecho la ocasión para, desde el cariño, decirle lo siguiente: Antonio, quédate en la oposición, que te sienta muy bien…mejor que unos bañitos en Valdelagrana, que diría mi madre. Y no te preocupes, Antonio, que como amigo, intentaré  que así sea…, todo por tu bienestar y  salud.

Perdón, que me desvío del asunto, pero es que lo de Saldaña lo merecía, su cara lo decía todo, como, más adelante, también lo decía todo la cara del Vicepresidente de Cirjesa, el Sr. Galván…y no era para menos…pero como digo, esto es más adelante.

El caso es que la culpa de todo la tiene la crisis. Sí, como lo leen, la crisis. Y es que la crisis ha hecho que las redacciones de los medios de comunicación estén bajo mínimos, y claro, esto hace que en muchas ocasiones tengan que tirar con fe ciega de las notas de prensa que les llegan, y especialmente de aquellas que proceden del Ayuntamiento. En el mejor de los casos las maquillan un poquito, para no dar mucho el cante y no coincidir hasta en los puntos y comas con la misma noticia publicada por otros medios; pero en otras ocasiones, supongo que por sufrir con mayor intensidad los efectos de la crisis, las publican tal cual, tragándose incluso posibles erratas o errores ortográficos cometidos por quien redactó la nota. Por suerte, hay muchos profesionales dentro del gremio, y a pesar de contar con pocos recursos, se molestan en contrastar la información. Y he de confesar que ha sido uno de ellos el que me ha animado a escribir este artículo y que, gracias a su trabajo, este asunto va a salir a la luz.

Por otro lado, es normal que los responsables de prensa de los partidos políticos barran para casa a la hora de redactar las notas que envían a los medios y que siempre traten de magnificar las propuestas o las acciones que realice su partido. No es que mientan, ni que manipulen la información, tan sólo tiran de literatura y destacan aquellos aspectos que más les interesan, intentando generar una imagen positiva de su formación. Pero otra cosa son los gabinetes de prensa de las instituciones públicas, cuya función se supone que debe ser la de proporcionar información objetiva sobre la actividad de las mismas y no convertirse en una herramienta al servicio de los intereses partidistas del gobierno de turno.

Así, desde el gabinete de prensa del Ayuntamiento se ha querido vender que, gracias al buen hacer del gobierno del PSOE, se ha aprobado unánimemente una propuesta de éste para que se realice una auditoría sobre la gestión del circuito desde el año 2001 hasta el 2015, con un procedimiento de licitación abierto para llevar a cabo dicho trabajo. Nada más lejos de la realidad.

La verdad de los hechos es que, además de otros puntos, como la aprobación de una serie de pagos por valor de 2,2 millones aproximadamente, el Consejo se reunía para aprobar el procedimiento para la contratación de los servicios de una auditoría sobre la gestión del circuito. La realización de dicha auditoría ya se aprobó en enero de este mismo año, habiéndose encargado al personal técnico de Cirjesa que realizara un informe detallado sobre el coste estimado de la misma y en el que se diferenciaran los importes correspondientes a dos tramos anuales: 2001-2011 y 2012-2015.

Al Consejo, para mi sorpresa, dado la importancia de los temas a tratar, tan sólo asistimos 4 consejeros, los dos miembros del PP antes citados, el representante de Ciudadanos y yo mismo en representación de Izquierda Unida, así como el vicepresidente, el Sr. Galván, en cuya persona habían delegado el voto los otros consejeros de su partido y los dos representantes de Ganemos. La presidenta, Mamen Sánchez, tampoco asistió.

Ya me llamó la atención al estudiar la documentación correspondiente, el hecho de que en el pliego de condiciones de la licitación ya se habían incluido los datos referentes al bloque temporal 2012-2015, cuando se suponía que el objeto de este Consejo era decidir la franja de años que serían objeto de la auditoría, así como que el tipo de procedimiento recogido en el documento era cerrado y no abierto, tal y como se aprobó en el anteriormente citado Consejo de enero, por lo que pensé que podría haber un error. Tras solicitar aclaración al respecto, el vicepresidente informó que se trataba de una propuesta que traía al Consejo.

Así, cuando se abordó el punto en cuestión, el Sr. Saldaña tomó la palabra lamentando que tan sólo se realizara la auditoría de los años 2012-2015, argumentando la necesidad de remontarse al año 2001 para conocer el origen de la deuda que llevó a Cirjesa a un concurso de acreedores. También advirtió que, cuando se aprobó el realizar la auditoría, se acordó que el procedimiento fuese abierto. Supongo que, erróneamente, dio por hecho que había habido conversaciones previas entre el gobierno, Ganemos e IU para aprobar dicha propuesta y limitar la auditoría sólo a esos años, cuya responsabilidad recae exclusivamente sobre el anterior gobierno del PP. Huelga decir que estaba totalmente equivocado, al menos en cuanto a IU se refiere, y así le hice saber que mi posición era la de no aceptar la propuesta presentada por Santiago Galván, ya que no sólo el procedimiento debía ser abierto, tal y como fue aprobado anteriormente, sino que también entendía que la auditoría debía remontarse al año 2001. En el mismo sentido se pronunció Mario Rosado, de Ciudadanos, y fue entonces, al darse cuenta de que no podían sacar adelante la propuesta por falta de votos favorables, cuando, cuan Moisés en el monte Sinaí, Galván sufrió la transfiguración de su cara, tal y como comenté anteriormente.

Y llegado a ese punto, y tras intentar convencernos sin éxito de la idoneidad de limitar la auditoría a los últimos años, con el argumento pueril de ahorrarle 35.000 euros al erario público (cifra irrisoria si la comparamos con los más de 2 millones de euros en facturas que  aprobaríamos para su pago minutos después) y de que los compañeros de Ganemos se habían ofrecido a realizar la auditoría del periodo 2001-2011 en la Comisión de Auditoría y Transparencia (sin que hubiese ninguna garantía de plazos para ejecutar el trabajo), el gobierno socialista no tuvo más remedio que aceptar las condiciones que desde IU, Ciudadanos y PP exigimos: una auditoría de la gestión del circuito desde 2001 a 2015.

Así que, el titular de la noticia debió ser “IU, C´s y PP fuerzan a PSOE y Ganemos a auditar la gestión del circuito desde 2001, y no solo desde 2012, como el gobierno local pretendía”. Y ahora dirán que si la pinza y tal, y que bla, bla, bla…

Al César lo que es del César.

Domingo Pedro García

Coordinador Local de IU y Consejero de Cirjesa

10945704_837199723003016_5889223147206150728_n