Bertolet desmiente que exista una resolución judicial que determine que no pueda cobrar el recibo del agua

Bertolet desmiente que exista una resolución judicial que determine que no pueda cobrar el recibo del agua

publicado en: Notas de prensa | 0
El auto flitrado por el PSOE de Jerez a la prensa corresponde a una resolución del titular del juzgado de primera instancia nº 4 con respecto a la oposición con carácter previo manifestada por un vecino de Torrecera ante la demanda de monitorio presentada por Aqualia solicitando el cobro de facturas correspondientes a los años 2014 y 2015.

 

Bertolet: “El fondo de todo el asunto de la gestión del agua por parte del Ayuntamiento de Torrecera no es otro que dicho servicio se está prestando un 20% más barato, algo que no le gusta al equipo de gobierno de Jerez y mucho menos a Aqualia.”

 

El Alcalde de Torrecera, Manuel Bertolet, ha desmentido la existencia de ningún tipo de resolución judicial que determine que la E.L.A. que preside no pueda cobrar los recibos correspondientes a 2016 que recientemente ha librado por la prestación del servicio de abastecimiento de agua, servicio que ya viene prestando de forma directa desde hace tiempo la propia pedanía. Y, con mayor contundencia aún, también ha desmentido la existencia de sentencia o resolución judicial alguna que dictamine que “a dia de hoy” sea Aqualia la que presta el servicio, tal y como ha asegurado algún medio local, entre otras cosas porque de tener que dirimirse finalmente dicho asunto en los tribunales, tendrá que ser un juzgado de lo Contencioso-Administrativo, y no uno del orden Civil, quien resuelva la causa.

En este sentido, Bertolet ha querido dejar bien claro que la única resolución judicial que existe hasta la fecha relacionada con el asunto del agua en Torrecera es un auto judicial por alegaciones previas emitido por la jueza del Juzgado de Primera Instancia nº 4 en relación a un procedimiento monitorio presentado por Aqualia contra un vecino de Torrecera, concretamente por el impago de facturas correspondientes a los años 2014 y 2015.

En dicho auto, explica el Alcalde, lo único que dictamina el juez es que se vuelva a reanudar el procedimiento al desestimar las excepciones procesales previas alegadas por el vecino, y por lo tanto, no será hasta que dicte sentencia cuando se pronuncie definitivamente sobre el fondo del asunto.

No obstante, Bertolet manifiesta que, a su entender, en el auto existe cierta contradicción. Por un lado, la jueza desestima la falta de jurisdicción del orden Civil alegada por la parte demandada, quien entiende que la competencia recaería en la jurisdicción Contencioso-Administrativa. Y lo hace en base a que se trata de una relación jurídico privada entre el prestador (Aqualia) y el prestatario del servicio (el vecino), y no entre la ELA de Torrecera y la empresa. Pero, por otro lado, también desestima la oposición presentada respecto a la falta de legitimación de Aqualia para efectuar la reclamación por estar atribuido el servicio a la ELA, y lo hace en base a una valoración con respecto a quién ostenta la prestación del servicio, algo que, indirectamente, reconoce en la respuesta a la primera alegación como competencia de la jurisdicción Contenciosa-Administrativa.

En todo caso, insiste Bertolet, la jueza lo que dice es que Aqualia era la que prestaba el servicio del suministro de las facturas reclamadas, que, como ya se ha indicado anteriormente, corresponden a meses del año 2014 y 2015. Pero nada dice con respecto a las facturas de septiembre de 2016 en adelante, que son las que hemos procedido a liquidar desde el Ayuntamiento de Torrecera por ser a partir de esa fecha cuando asumimos la gestión directa del agua.

El Alcalde también ha sacado a relucir que, tanto la reciente filtración a la prensa por parte de un miembro del Gobierno Local de un requerimiento remitido por el Ayuntamiento de Jerez al de Torrecera, como la ocurrida ahora con este auto judicial, no son sino una muestra más de la estrecha relación existente entre Aqualia, el PSOE de Torrecera y algunos miembros del PSOE de Jerez, quienes no hacen otra cosa que favorecer los intereses de la multinacional en detrimento de los intereses de los vecinos de la ELA. Si no, ¿cómo se explica que un documento privado del Ayuntamiento de Torrecera aparezca en un expediente del Ayuntamiento de Priego de la mano de Aqualia? ¿O que un auto de un procedimiento judicial remitido a Aqualia sea enviado a la prensa desde el correo del PSOE de Jerez?, se pregunta Manuel.

Para Bertolet, el fondo de todo el asunto de la gestión del agua por parte del ayuntamiento que preside, una competencia que así le otorga le Ley de Autonomía Local y que tras un procedimiento rigurosamente ajustado a ley ha culminado con la prestación del servicio por parte del Ayuntamiento de Torrecera, no es otro  que dicho servicio se está prestando un 20% más barato, algo que no gusta mucho al equipo de gobierno de Jerez. Y mucho menos a Aqualia.

Igualmente, el alcalde de Torrecera opina que este recrudecimiento de las acciones para desprestigiar a su persona y confundir a sus vecinos se debe, no sólo al nerviosismo de Aqualia ante la inminente conclusión del procedimiento administrativo abierto por el Ayuntamiento de Jerez, sino también a la próxima celebración de elecciones a la secretaría local del PSOE en Jerez. Como ya han demostrado en otras guerras internas abiertas durante este mandato, recuerda Bertolet, los socialistas son muy dados a intentar utilizar a IU y al Ayuntamiento de Torrecera para que de alguna manera influenciemos o tomemos parte en esos asuntos internos, juego en el que nunca hemos entrado y en el que nunca vamos a entrar.